LÁSER DE EXCIMER

Este láser es especial para vitiligo y te diremos porque. Este láser emite una luz que está diseñada para que estimule el pigmento que se produce en los melanocitos, este estímulo provoca que se pigmenten esas áreas que tienen el efecto blanco de vitiligo.

¿Por qué es mejor?

El resultado es mucho más rápido que con la famosa luz UVA/UVB o fototerapia que también es utilizada para vitiligo. El láser de excimer es más cómodo, no causa dolor y las sesiones son muchísimo más rápidas de hasta 5 minutos.

Todos los resultados dependerán de cada piel y de cada paciente, logrando hasta una repigmentación de hasta un 75%-80% de las manchas de vitiligo. Es un método muy efectivo para tratar el vitiligo y por ello es el favorito de nuestra Dermatóloga Cynthia Mendoza.

Antecedentes y Diagnóstico

El vitíligo, es una enfermedad que afecta al 1% de la población mundial, siendo más frecuente en aquellas razas que tienen mayor cantidad de pigmentación en la piel. Se cree que hay una mayor prevalencia en mujeres y la edad de aparición se encuentra comprendida entre los 10 y 30 años, aunque puede aparecer en cualquier momento de la vida.

La causa por la que desaparecen los melanocitos o dejan de sintetizar melanina no se conoce con exactitud. Se ha observado que situaciones como el estrés o los traumatismos pueden precipitar la aparición de estas lesiones en pacientes predispuestos. A veces se asocia a otro tipo de enfermedades como la diabetes, la anemia perniciosa, la enfermedad de Addison o enfermedades tiroideas.

El diagnóstico se establece en la mayoría de los casos mediante el examen clínico de la piel del paciente. Algunas veces se puede usar la lámpara de Wood la cual hace que las áreas sin melanocitos aparezcan de un color blanco brillante.

Tratamiento

Los mejores resultados se obtienen con un tratamiento integral. El vitiligo no es reversible, pero sí es controlable y podemos mejorar bastante la repigmentación de la piel hasta un 75%-80%.

Dependiendo del tipo de vitiligo pueden utilizarse tratamientos orales, tópicos y de luz. En el caso del láser de excimer  el número de sesiones va desde 10 hasta 30 sesiones 2 o 3 veces por semana dependiendo de la respuesta del paciente y de su piel.

En el tratamiento es importante la asistencia de un psicólogo, para que no cause más estrés en el paciente, que pueda generar que aumenten las manchas. El vitiligo no es infeccioso ni contagioso, pero está estigmatizado socialmente.

16 de Agosto 2019 – por Cutique, The Derma Company